//
archives

Zoológico Nacional de El Salvador. Un oasis en el caos del centro historico de San Salvador mangusa jaimico manyula

This tag is associated with 1 post

Zoológico Nacional de El Salvador. Un oasis en el caos del centro historico de San Salvador

Zoológico Nacional de El Salvador. Un oasis en el caos del centro historico de San Salvador

El primer esfuerzo de la creación de un porque Zoológico en El Salvador data de 1883, cuando el doctor David J. Guzmán impulsó la creación de un museo “de productos minerales, botánicos, zoológicos y manufacturados con una sección de antigüedades, historia y bellas artes”, dado a conocer este por un decreto oficial del 16 de octubre de 1883. La colección de “productos zoológicos” se transformó poco a poco en un Jardín Zoológico, corría para entonces el año de 1913, durante la presidencia de Manuel Enrique Araujo, pero continuó siendo parte del Museo Nacional. En 1940 se trasladó la colección de animales a un unos terrenos situados a inmediaciones de Casa Presidencial, en el área del Parque Venustiano Carranza.

El 29 de junio de 1952, proveniente de Hamburgo, Alemania, llegó a El Salvador un cargamento especial con diecisiete animales exóticos, entre los cuales habían: cebras, camellos, antílopes, tigres de bengala, mandriles, carneros de África y una elefanta de sólo seis años de edad, a la cual se le llamó Manyula, el lote de animales, adquirido por el entonces Ministerio de Cultura costó 50 mil colones y era para la creacion del nuevo Parque Zoológico Nacional, ya para 1953 se creo formalmente el Jardín Zoológico de San Salvador y se asentó permanentemente ubicado, desde diciembre de ese año, en un área de 10 manzanas de la antigua Finca Modelo, ubicada en San Jacinto, San Salvador; en dicha finca anteriormente funcionó un Parque con laguna artificial a principios de los 1900s. Su ubicación en aquel tiempo fué en las afueras de San Salvador, estaba lejos del bullicio de la estrambotica y escandalosa ciudad capital, ahora ha sido absorvida por el ruido y el humo de esta aun así todavia podemos disfrutar en familia y dar un paseo entre una gran variedad de animales procedentes de todos los rincones del mundo.

Este parque fué dirigido en ese entonces por Eduardo Fisher; la colección inicial contaba con 208 especies distintas. La adquisición de fauna exótica representaba la culminación de un proceso de más de medio siglo.

En 1991 el Zoológico Nacional pasó a la administración de Consejo Nacional para la Cultura y el Arte (Concultura). En un inicio estaba bajo la dirección de patrimonio cultural. En 1999 se transfirió la institución a la dirección de espacios de desarrollo cultural. En 2004 murió el hipopótamo Alfredito, uno de los símbolos del parque. En 2005 murió la osa Melosa a causa de un edema pulmonar y enfisema, en el 2009 murio el tigre de Bengala. En varias ocasiones, trabajadores del zoológico han protestado contra las autoridades del parque y de Concultura señalando mala administración y manejo de los animales.

“Desde su inauguracion en 1953 nuestro Zoológico Nacional, ha sido un verdadero centro de recreo para chicos y grandes, es una opción para visitar el fin de semana y es un lujo para los reyes de la casa” explicó el director del parque Zoológico.

La mítica Manyula la elefanta, quien desde hace más de 50 años habita en su pequeña islita rodeada de sopes que la cuidan día y noche, ella es una de las residentes mas viejas del zoológico con su llegada se inauguró este parque Zoológico sin duda la presencia de Manyula, asombra a todos sus visitants, esto, a pesar de que esta viejita y enferma aun los flashes de las camaras desteyan su polvosa presencia. Entre otros animales que habitan este parque están: cabras, venados, zuricatas, taltuzas y muchos otros animals exoticos que muchos de nosotros hemos visto unicamente en la television.

Luego de caminar entre jaulas donde coexisten muchos animales, algunos como los monos capuchinos en un poco de asinameiento, llegamos  a una pequeña laguna artificial, en cuyos alrededores podemos descansar en unas bancas de cemento que rodean a esta, dicha laguna tiene unas islitas las cuales son habitadas por un gran numero de monos, los cuales , a mi parecer, son de los que mejor viven en el Zoológico ya que no están rodeados por jaulas, si no le tubieran temor al agua podrian nadar y salir de su confinamiento, esto monos pasan el día entero haciendo monadas, como: columpiándose entre los arbolés, acicalandose, algunas de las madres cargan en su espalda a sus crias, algunos se balancean de rama en rama y corretean por todo el recinto, otros se acercan a las orillas esperando por la imprudencia de algún visitante que les da de comer.

Cruzando un Puente colgante sobre el río acelhuate, llegamos al recorrido final del Zoológico donde encontramos al aviario, el cual cuenta con una gran variedad de aves de todo tamaño y colores, entre ellas los pavos reales, aguilas y gavilanes, entre otros, se ve diversidad de colores en sus plumajes. El Zoológico Nacional es un lugar de aprendizaje y buen lugar de esparcimiento aunque se este perdiendo en medio de la ciudad y el descuido de las autoridades es aun un “oasis” en el centro historico de San Salvador.

Detrás de las exhibiciones de los animales se encuentra una completa operación que planifica y organiza todas las actividades; en el parque hay un equipo, formado por 44 personas, que se encargan de planificar desde la dieta para cada animal hasta la forma como se debe preparan y suministran los alimentos en las jaulas; el parque cuenta con 12 cuidadores a quienes les llaman “jauleros”, son ellos quienes se encargan de las diferentes tareas que se realizan en el aprque, entre las cuales están: la limpieza de refugios y recintos, la alimentación de los animales y ayudan en las capturas. Hay dos “jauleros” responsables de cada grupo animal por lo que las labores tienen que iniciar a las 7:30 de la mañana, de lunes a domingo, para lograr terminar con todas sus obligaciones. Uno de los recintos que requiere mayor cuidado y mantenimiento es el de la elefanta Manyula, pues es de los más extensos del parque. El proceso de preparación de los alimentos que puede tardar mas de dos horas y está a cargo de una nutricionista, dos auxiliares dietistas y tres personas para hacer la selección y preparación, ocasionalmente colaboran voluntarios externos.

Los ingresos que se reciben mensualmente por las entradas al parque son insuficiente para todo el presupuesto que se invierte en el lugar. Sólo en la comida de la Manyula se gastan más de 60 dólares al día y en una semana puede ascender a los 420. El presupuesto anual del zoológico nacional tiene un monto que oscila entre 120 mil y 130 mil dólares en concepto de taquilla, una cantidad que apenas sirve para cancelar las verduras y vegetales con que se alimenta a algunos animales. Además Concultura le transferia aproximadamente 250 mil dólares para pagar servicios básicos y personal. El monto aún es insuficiente para solventar las necesidades del centro. El director del museo dijo que se reciben donaciones de empresas privadas para la alimentación de algunos mamíferos, como es el caso de una empresa avícola que mensualmente envía pollitos de engorde para incluirlos en la dieta. Cada tres meses se realiza un proceso de desparasitación de todos los animales, para realizar esta tarea se llevan a las nuevas áreas de contención para aplicarles el medicamento por medio de inyecciones. A otros, como el hipopótamo, elefante y venados se les coloca el desparasitante en polvo dentro de las raciones de comida. Todo lo anterior solo es un pequeño vistazo de los que sucede tras las jaulas.

En el 2008 el zoologico recibio su última remodelación entre las mejoras estubo la adquisicion de más animales para deleite del público; el Zoológico Nacional se encontraba ya en gran deterioro, entre las remodelaciones que en ese entonces se realizaron estubieron la construcción de un cuarto frío para guardar los alimentos de los animales, juegos recreativos, arreglos a las jaulas de los tigres y leones, así como nuevas fachadas. Una de las remodelaciónes incluyo el espacio recreativo, otra fue el area de veterinaria, necesaria para el cuido de los enfermos y la prevención de las enfermedades. Cada animal cuenta con un expediente médico en el que se detalla el historial de cada uno desde su ingreso al parque hasta la actualidad. Algunos especímenes están identificados a través de un microchip, como por ejemplo todas los habitantes del aviario, la tigresa Kiara; los borregos de Berveria; Yuma, la jaguar, y algunos reptiles.  Uno de los proyectos a mediano plazo del parque es la identificación de este tipo para toda la colección.

Una cría de león nacida hace algunos años en el zoológico, falleció porque un cuidador creyó que un cachorro por el hecho de ser un león, ya podía engullir un pollo entero, lo cual mató al león, este se asfixio con el pollo que le lanzó. Entre otros incidentes esta la de un puente viejo y oxidado que colapso con muchos estudiantes, todos estos cayeron a las infestadas aguas del río Acelhuate, que pasa a un lado del zoológico, el incidente del puente fue, obviamente, un descuido que nadie en el paruqe pudoconstatar, porque pareciera que no se supervisan las instalaciones del zoológico.

En el 2009 el Zoológico Nacional reporto serios daños por las lluvias, las instalaciones fueron seriamente afectadas por el desbordamiento del río Matalapa, el cual provocó el colapso de los dos principales puentes que se encuentran dentro del parque, se dieron tambien, inundaciones en los sectores del aviario, de mamíferos y el herpetario que dejaron como resultado el fallecimiento por inmersión de un jabalí de labios blancos y un tucan por hipotermia, según reportó la institución en un comunicado a su devido tiempo.

Xiomara, una visitantre declaro: “Es mejor cerrar definitivamente el zoologico nacional, tal como lo conocemos ahora, ya que es anti económico, anti ecológico y anti higienico mantenerlo abierto. debe modernizarse y montarse un museo zoologico, con fotografías o maquetas en vez de estar presentando animales vivos.”

Leslie Osorio, otra visitante dijo: “espero que esos animalitos esten en mejores manos de los veterinarios porque ellos como nosotros merecen de buena salud, Dios sabe porque pasan las cosas y bueno les deceo lo mejor a las personas que estan en el cuidado de esas criaturas de la naturaleza Dios los bendiga.”

Zoológico Nacional

Dirección: Final calle Modelo, San Salvador.

Días de atención al público: miércoles a domingo.Horario: 10:00 a.m. a 5:30 p.m.

Valor de entrada: $0.57 por persona, $1.14 por vehículo.

Extensión: 10 manzanas de terreno.Población:

Alrededor de 144 especies entre nativas y exóticas.

Visitas: Según la página oficial de Concultura se reciben alrededor de 609,763 visitantes al año.

Noticias desde el nivel de la calle

Error: Twitter did not respond. Please wait a few minutes and refresh this page.

Flickr Photos

S6304638

S6304800

S6304799

S6304636

POLVORAS CHINAS

CENTRO NACIONAL DE EXPOSICIONES

CENTRO NACIONAL DE EXPOSICIONES

CASA QUIÑONEZ

PLAZA MORAZAN

TEATRO NACIONAL SAN SALVADOR

More Photos
Follow

Get every new post delivered to your Inbox.